sábado, 16 de junio de 2012

BARBRA STREISAND y Bill Clinton

Bajo una elegante carpa blanca enclavada entre casas semejantes a establos que salpican su propiedad frente al mar, Barbra Streisand cantó y el ex presidente Bill Clinton le habló a una multitud reunida para recaudar fondos para la salud cardíaca de las mujeres.

El comediante Martin Short fue el maestro de ceremonias de la cena benéfica del jueves en la casa de Streisand y su marido, James Brolin, en Malibú. Los invitados, que pagaron hasta 100.000 dólares por pareja para apoyar al Centro Barbra Streisand para la Salud Cardiaca de la Mujer, disfrutaron del hermoso paisaje y el florido jardín de rosas de la cantante y actriz antes de sentarse a degustar una cena libre de gluten "sana para el corazón", de tofu, pescado y verduras asadas.

"No se preocupen", dijo Streisand. "Si quedan con hambre, hay una caja de sorpresas camino a casa".

Streisand donó 10 millones de dólares para crear el nuevo centro de investigación y tratamiento en el Centro Médico Cedars-Sinai y solicitó donativos de un millón de dólares a acaudalados amigos a quienes llamó personalmente.

El presidente de Viacom, Sumner Redstone; el presidente de NBCUniversal, Ron Meyer; la diseñadora Donna Karan y los actores Josh Brolin (hijastro de Streisand) y Diane Lane estuvieron entre los donantes e invitados al evento. Streisand dijo que su motivación para contribuir a la salud cardiaca de la mujer fue el "no poder soportar la desigualdad, ya sea en relación con los derechos civiles, los derechos para los gay o la discriminación de género".

Cada año, la insuficiencia cardiaca cobra la vida de más mujeres que todos los cánceres juntos, pero la mayoría de la investigaciones de este mal se han realizado con hombres las últimas cinco décadas.

"Aun en la investigación científica, las mujeres siguen siendo tratadas como ciudadanos de segunda clase", dijo Streisand, "y para mí, eso es simplemente inaceptable". Así que se hizo escuchar y abrió su billetera e invitó a sus amigos a hacer lo mismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada